19 razones muy serias que explican por qué Facebook no sustituye un blog

“18 millones de usuarios activos al mes en Facebook”
                                                                                          Datos oficiales de Facebook en Septiembre 2013

 

¿Eres uno de ellos?

Sí, seguro. Yo soy uno de ellos.

Así que es muy fácil pensar que toda la gente está en Facebook.

Y de ahí, dar un pasito más y pensar que cuando montas un micro negocio digital, lo primero que tienes que hacer es montar una página en Facebook.

Tantas opciones, cada año una red social nueva, supuestamente revolucionaria, que hay que aprenderse y dominar. Leer centenares de artículos huecos antes de encontrar los trucos que realmente funcionan.

Que si dominio,
Que si alojamiento,
Que si WordPress o Blogger
Y el Twitter ése, que no le pillo la gracia.
¡Venga ya!

¿Para qué complicarse la vida cuando hay una opción obvia y súper sencilla?

Montar una página en Facebook.

En 1 hora estarás operando en la red.

A por clientes.

Seguro que puedes pillar una docena de estos 18 millones de usuarios enganchados todos los meses en Facebook, ¿no?

¿Éste es tu caso?

Pues tengo una mala noticia, amigo. Bueno, de hecho, son 19 malas noticias que deberías conocer sobre Facebook, tu pareja digital favorita…
1. Las páginas de Facebook tienen muy poca funcionalidades

Noticias, fotos y eventos.

Si tu negocio no es visual o si apenas organizas un evento al año, no es mucho.

En cambio, Facebook no te permite ofrecer un formulario de contacto.

Tienes que pagar para usar una aplicación Drag & Drop para crear pestañas personalizadas o saber HTML/CSS para hacerlo en modo DIY.

Para info, la mejor aplicación para crear pestañas a medida es ésta.

 

2. No controlas el Diseño de tu página, sólo un avatar y una imagen de cabecera

Pues no. Es tu casa, pero no del todo.

No puedes decorarla como quieres.

Apenas puedes poner 2 fotos.

Un avatar de logo y una imagen de cabecera con un montón de restricciones, que seguramente ni siquiera conocerás, porque Facebook no te informa (2).

Vamos, ni siquiera puedes taladrar las paredes para colgar un cuadro.

Tendrás que pegar tus 2 fotos con pasta adhesiva para no manchar las paredes.

 

3. El modelo de Facebook es hiper cerrado

Dónde están los botones para compartir tus actualizaciones en Twitter o Linkedin o Pinterest.

No hay.

¿Por qué?

Porque Facebook no quiere que te salgas de sus páginas.

Facebook es el Matrix.

Facebook quiere encerrarte en su mundo.

¿No te molesta que Facebook te avise cada vez que vas a salirte de Facebook, en vez de cargar una página normalmente como se hace en Internet?

Gracias, no somos niños. Podemos navegar sin recibir tus avisos.

Y no te molesta que los anuncios de Facebook Ads funcionan de verdad para conseguir más “Me gusta” y no para enviar tráfico hacia tu web?

Pero…¿Desde cuándo los likes pagan las facturas?

 

4. No controlas cómo la información se muestra en Facebook

Tampoco tiene control sobre tus actualizaciones.

Hay tamaños de imágenes autorizados y desde finales de 2011 las limitaciones en la longitud de tus actualizaciones han subido a 60.000 caracteres pero no puedes controlar el punto de corte y necesitas un MBA para actualizar una imagen.

Puedes destacar 1 elemento y poner fijo otro.

Y obviamente no puedes tocar nada en el Timeline.

Esto es lo que hay colega.

 

5. Facebook sólo piensa en su propio interés y tiene derecho en hacer todos los cambios que quiera

Lo sé.

Nadie se lee los términos y condiciones.

Pero básicamente Facebook puede hacer tantos cambios como quiere, sin aviso previo, a coste de tu propia privacidad o de lo que te permitirá hacer como negocio (o dejará de permitir de hacer).

Acuérdate en 2011 de la llegada del nuevo diseño, el ya famoso Timeline.

Y la desaparición de la Landing page por defecto para los no fans.

Facebook no para de hacer cambios.

Sin escuchar a los usuarios.

Nunca.

 

6. No sabes nada de tus fans y no puedes contactarlos

Esta es la realidad.

No sabes ni sabes el nombre real de tus fans, ni tampoco tienes acceso a su email.

Y cuando públicas en tu página de fans, apenas una 17% recibe tu update en su hilo de noticias en Facebook.

Casualmente, tendrás que pagar para aumentar el alcance de las actualizaciones en tu página de fans.

Pésima herramienta para cultivar relaciones con tus fans…si ni siquiera puedes avisarlos.

 

7. Facebook no quiere que uses tu perfil para tu negocio

En este caso, puede que tenga razón. La esfera privada puede ser para tu perfil. Y otra distinta, la profesional, le corresponde a tu página.

En mi caso es mi difícil de marcar esta separación.

Mi negocio soy yo.

Y en España, el 98% de los negocios son negocios unipersonales que van a tener el mismo problema que tengo yo.

Pero Facebook cierra los perfiles usados por temas profesionales y limita los contactos de estos perfiles a 5000.

 

8. La analítica de Facebook es pobre

Aunque si es cierto que los Insights han mejorado hace unos meses, siguen sin ser suficientes para tomar decisiones con criterios.

Nada de histórico (tienes que hacer el agregado de tus datos tu solito en Excel) significa que no puedes detectar tendencia y/o estacionalidad.
Nada de conversiones, porque el único objetivo de Facebook es que produzcas actualizaciones, no que captes Leads o consigas clientes.
Muy complejo saber quién habla de ti en Facebook, en bien o en mal
Será que Facebook no quiere que te enteres bien si el tiempo que inviertes en su plataforma es realmente productivo o no.

 

9. Pueden cerrarte la cuenta de la noche a la mañana, sin aviso previo

Está en los términos que no has leído.

Ocurre todos los días, no es una leyenda urbana.

Puede que Facebook, en muchos casos, tenga razón de cerrar estas páginas, pero también puede meter la pata de vez en cuando.

No podrás hacer nada:

Ni explicarles por qué tu página es legitima (ni siquiera te harán saber la razón del cierre)
Ni pretender a una copia de seguridad de tus contenidos para que puedas reutilizarlos en otra plataforma
Me acuerdo del Caso Darren Rowse en YouTube. Cuenta suspendida sin aviso previo, de forma totalmente injusta. Unos de los bloggers más influyentes del planeta..

Si no tienes acceso a una audiencia tan grande como la de Darren, estás jodido vivo. Él consiguió el milagro de recuperar su canal.

Meses o años de trabajo a la basura.

 

10. Sólo tienes una licencia de acceso…a tus propios contenidos

Volvemos a los términos del servicio.

Es gratuito, pero cuando subes tus contenidos a la plataforma, ya no son tuyos.

Facebook te otorga generosamente una licencia intransferible de acceso privado a tus propios contenidos (sólo faltaría que no te dejes acceder a tus actualizaciones).

Yo prefiero ser dueños de mis ideas y palabras.

 

11. Trabajas por la marca de Facebook, no la de tu negocio

La gente se acuerda más de Facebook y su color que del nombre de tu página o de tu logo.

Su identidad domina sobre la tuya.

Es un problema porque si construyes un negocio, quiere desarrollar tu propia marca.

Las marcas venden más, más caro y hacen que los clientes repiten compras.

No puedes trabajar tu branding en una plataforma tan dominante como Facebook.

 

12. ¡No te deja cambiar de nombre!

Bueno no es cierto. Podrás cambiar el nombre de tu página de fans sólo una vez.

No podrás cambiar sólo tu nombre (y conservar la URL de tu página) o recíprocamente.

Dímelo a mí.

He hecho un rebranding y Facebook no me deja cambiar de nombre.

He creado una nueva página e intentado concatenar ambas páginas. Nada ocurre. Facebook no hace nada ni responde a mis peticiones.

 

13. Pésima página si piensas en la conversión

No te abruma la cantidad de cosas que aparecen en el Timeline de una página de fan.

Tu ojos sufren mareos.

No sabes por dónde empezar

Dónde hacer clic.

Y lo más probable es que te vayas sin hacer nada.

En algún momento Facebook tendrá que mejorar la capacidad de conversión de sus páginas.

Es pésima.

 

14. Aplicaciones que te chupan la sangre para cualquier funcionalidad

Una de las cosas buenas en Facebook es que puedes acceder a aplicaciones (gratuitas y de pago) para completar funcionalidades.

Sabías que cuando autorizas una aplicación al instalarla en tu propia página de fans, en muchos casos, das acceso al desarrollador de esta aplicación a todos los emails de tus seguidores.

Ellos si tienen acceso a estos datos, porque le has concebido el acceso para utilizar su aplicación gratuitamente.

¿Te gusta no proteger la privacidad de tus fans?

A mí no, y apenas uso aplicaciones en Facebook por esta misma razón.

 

15. No responden a tus correos

Facebook no responde a las peticiones que se le hacen llegar. Sea el que sea el motivo.

Justificado o no.

Te avisan en su centro de soporte. Lo más probable es que no te respondamos.

¡Gracias por avisarnos! Arriba el desdén…

 

16. No puedes hacer concursos sin que Facebook se entere

Una de las primeras causas de cierre de página es el hecho de hacer concursos sin respetar los términos fijados por Facebook.

Si quieres plantear un concurso, te recomiendo usar Easy Promo

La primera campaña es gratis, luego tendrás que pagar.

Barato no es…

Entiendo que una marca como Coca Cola tenga que cumplir con ciertos requisitos.

Pero no soy Coca Cola.

Ni tú, orgulloso dueño de un pequeño gran negocio unipersonal.

 

17. Lo peor: limitaciones letales en el momento de monetizar tu actividad

Aquí sí que entramos en temas mayores:

¿Cómo vendes y destacas un servicio en Facebook?
¿Cómo vendes y destacas un producto físico en Facebook?
¿Cómo vendes y destacas un producto digital en Facebook?
¿Cómo vendes y destacas el producto de un tercero con Marketing de afiliación en Facebook?
Tendrás que apañártelo, con aplicaciones existentes y/o chapuzas caseras.

En cualquier caso, no tendrás nada para enviar el trafico de tu timeline a estas pestañas enfocadas a la venta.

3 iconos visibles.

Insignificantes en un diseño pensado para fortalecer la marca de Facebook.

No dispones de URL para cada uno de tus productos y/o servicios. No tienes nada para posicionar en Google.

 

18. No es fácil de buscar en tu página de Facebook

Pues no.

No lo es.

No tienes un buscador sólo dentro de tu página de fans

No puedes mostrar los archivos por mes y/o por autores, e caso de tener un equipo editorial que mantiene tu página de Facebook.

Con el Scroll automatico, sólo lo realmente reciente se ve.

 

19. Los grandes dinosaurios también desaparecen

Posterous cerró en 2011, comprado por Twitter y dejo a millones de bloggers a la calle.

El objetivo de Twitter era básicamente de quitarse del medio a un competidor.

Matarlo.

Estás cosas ocurren más a menudo de lo que crees, en el mundo sin piedad de los grandes negocios.

Otros como MySpace dejaron de ser un referente. Y se hicieron irrelevantes, con el paso del tiempo.

¿Quién será el próximo?

Puede que sea Facebook.

¡Ojo! Este problema no es sólo de Facebook

Ahora que estás al tanto de estos problemas y entiendes por qué Facebook no sustituye un blog , por favor

Cambia Facebook por Twitter

O Facebook por Linkedin

O Facebook por Youtube

O Facebook por Pinterest

Y una dedicatoria especial para todos los que usan las plataformas gratuitas de Blogging (“para empezar”) y luego se quedan “ad vitam eternam” por pereza en estas plataformas

Puedes cambiar Facebook por Blogger
Y tambien cambiar Facebook por WordPress.com
Lo problemas se suavizan o se agudizan en función de la plataforma online, pero en el fondo sigues teniendo el mismo problema que con una página de fan de Facebook.

Ya te veo venir, listillo

Google+ tampoco puede sustituir tu blog

Y tampoco debes sustituir tu blog por tu perfil en Google+, ni una página en Google+.

A pesar de lo que lees, que Google+ es el futuro del SEO.

No lo hagas, Google no te lo está pidiendo, no es buena idea tampoco.

La democratización de la tecnología no te exime de hacer bien tu trabajo

Todos estos servicios son fantásticos si estás a la cabeza de un pequeño negocio.

Hace años no tenías acceso a esta tecnología. Ahora sí se ha democratizado el acceso al mercado, gracias a estos canales digitales.

¡Piensa!, antes de agitarte en las redes sociales

Pero este derecho no te exime de tener obligaciones:

Como la de definir tu estrategia digital primero
Como la de elegir estar presente. O NO, en las mejores redes sociales para pasar tiempo con tu target
Como la de dedicarle tiempo para ofrecer una experiencia de calidad conversando con personas con cara bien reales, no números anónimos
En definitivo, no te exime de usar estas herramientas como lo que realmente son: Una excelente forma de generar tráfico hacia tu PROPIO BLOG.

No te comportes como un sin techo digital.

No construyes tu casa en el terreno de otro

Tu blog es el auténtico corazón de tu estrategia digital.

Sin blog, tu negocio ya no recibe oxigeno (estos lectores deseando saber más sobre tu oferta), e ya está sufriendo un colapso digital que terminará siendo letal a medio plazo.

Y tú, sin enterrarte de nada. Trabajando para un tercero sin saberlo.

Por favor, no construyes tu casa en el terreno de otro.

Tus hijos no lo entenderían.

 

Este articulo fue publicado por primera vez por Franck Scipion en su blog LifeStyle Al Cuadrado

Licencia de Creative CommonsFreeCulturalEsta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual 4.0 Internacional.  
Si te he gustado, comparteme!
   

Dejar un comentario

informacion Esta web utiliza cookies. Si sigue navegando, se entiende que acepta las condiciones de uso. Detalles Cerrar